Digamos que últimamente he sentido algo más que pereza al pensar en escribir en el blog. Lo achaco a los calores veraniegos, que me aplanan un poco, y a que a pesar de todo el trabajo aprieta y el ordenador, además de contribuir al recalientamiento general, cansa.

¿Qué es lo que echo de menos estos días? Pues un buen bañito en el mar, para qué engañarnos. Por una cosa o por otra todavía no he conseguido pegarme el primer baño del verano (aunque sí que me bañé en semana santa, en las congeladas aguas de Lesvos…). Siempre me da por pensar en el año 2006, cuando trabajé en Creta, y probé el mar en las playas más alucinantes del mundo (del mundo conocido por mí, vale). Comparto con vosotros algunas de ellas, por las que tuve la suerte de pasar unas cuantas veces, ya fuera por trabajo (sí, sí, por trabajo…) o porque sí.

Al sureste de Creta

Al sureste de Creta

Al sur de Iraklio

Al sur de Iraklio

Otra del sur de Iraklio

Otra del sur de Iraklio

Al suroeste de Creta

Al suroeste de Creta

En una islita perteneciente a Kasos

En una islita perteneciente a Kasos

En Kasos

En Kasos

(Algunas de las fotos son de Vic, mi compañera de todo en Creta)

Anuncios